La rentabilidad de las obligaciones españolas subió cuatro centésimas su cotización, al colocarse en el 4,69% al cierre del mercado secundario de deuda pública. En esta línea, la rentabilidad del bono alemán a 10 años subió una centésima su cotización, al quedar en el 4,65%, mientras que el rendimiento del estadounidense se situó en el 5,22%, por encima del 5,20% registrado al cierre de la última sesión.