La aseguradora China Life, la mayor del país renunció a la compra de la filial asiática de American International Group (AIG), una de las principales víctimas de la crisis financiera mundial, confirmó su presidente, Yang Chao. Yang explicó que su compañía tomó la decisión de no pujar por American International Assurance (AIA) debido a la menguada calidad de sus activos, las condiciones del negocio, y también porque la percepción de la marca ha cambiado "enormemente". El vicepresidente de la Comisión Reguladora de Seguros de China (CIRC), Li Kemu, había confirmado el pasado 27 de febrero las negociaciones entre ambas aseguradoras para la compra, que ahora China Life ha descartado.