La inyección de liquidez que ha anunciado el BCE, lejos de incrementar los miedos sobre la crisis crediticia, impulsa al selectivo de la bolsa española hacia los 14.600 puntos. Una subida del 0.90% que lleva al Ibex 35 a los 14.586 puntos gracias al fuerte avance de Iberia y BME. El mercado español además cuenta con el estreno de la nueva ley de opas que tendrá a Altadis como principal candidata si los accionistas de Imperial aceptan la oferta sobre la compañía.
Los Bancos centrales están presentes en los problemas del mercado, y así lo están demostrando. Si la semana pasada, el BCE, FED, banco de Japón y Australia dotaron a los mercados de más de 200.000 millones de liquidez, hoy el Banco Central Europeo ha declarado su intención de seguir vigilando de cerca las condiciones del mercado monetario y ha dotado al mercado de otros 47.665 millones de euros. Esta operación, con vencimiento a un día y a tipo de interés variable, lejos de incrementar los miedos sobre la crisis crediticia anima las plazas europeas en su escalada hacia las ganancias. Los indicadores del viejo continente cotizan con importantes subidas del 1.62% en el caso del FTSE-100 y del 1.05% el Eurostoxx 50.