La Reserva Federal informó el miércoles que colocó 20.000 millones de dólares en obligaciones a 28 días a través de la subasta de la línea a plazo realizada el lunes, la cual registró una fuerte demanda. La tasa de interés en la línea -la tasa máxima- fue del 4,65%, señaló la Fed. En la primera de las varias subastas anunciadas la semana pasada con el fin de aliviar la escasez en los mercados crediticios, la Fed señaló que recibió ofertas por 61.553 millones de dólares.
La relación oferta a cobertura, un indicador de la demanda, fue de 3,08, informó la Fed. Esta operación de subasta temporal de fondos se enmarca en las medidas concertadas por la Fed con el Banco Central Europeo (BCE), el Banco de Canadá, el Banco Nacional de Suiza y el Banco de Inglaterra para responder a las necesidades de liquidez a corto plazo en los mercados. En concreto, la Fed llevará a cabo mañana una nueva subasta de liquidez por importe de otros 20.000 millones de dólares y tiene previstas otras dos nuevas operaciones en enero, aunque su importe será determinado más adelante en función de la evolución del mercado. Por su parte, el Banco Central Europeo (BCE) convocó hoy su segunda operación temporal de financiación en dólares con una adjudicación prevista de 10.000 millones. Dicha subasta se realizará a un plazo de 28 días, estará respaldada por activos de garantía admitidos por el BCE, y se liquidará el próximo 17 de enero.