Las compañías estadounidenses de bienes de capitales estabilizaron sus tasas de pedidos a finales del segundo trimestre, luego de batallar con una significativa caída en la demanda, según un informe de Standard & Poor's Ratings Services divulgado el viernes.
"Indicadores clave sugieren que los pedidos, la manufactura y la actividad de construcción descendieron en el segundo trimestre, pero el paso de descenso fue más lento", dijo Dan Picciotto, analista de créditos en S&P.