La oficina del fiscal especial de Corea del Sur que investiga las denuncias de corrupción contra el gigante Samsung difundirá sus conclusiones el jueves, según han informado medios locales. La investigación comenzó en enero después de que un ex alto cargo del grupo acusara a otro importante ejecutivo de tener un fondo de más de 200 millones de dólares (unos 126 millones de euros) para sobornar a altos cargos.