El director general de La Caixa, Juan María Nin, advirtió de la llegada de una segunda y tercera "ola de morosidad" que afectará de una manera "terrible" a las familias y las pymes, tras la primera que afectó a los promotores y constructores inmobiliarios."La más terrible de las olas de morosidad es la que sufrimos ahora, la de los particulares, que está impulsada por el aumento del paro", señaló.

El director general de La Caixa, Juan María Nin, destacó que la morosidad en la actual coyuntura económica "va por oleadas" y que, tras la primera, protagonizada por los promotores y constructores y cuyas refinanciaciones de deuda "aún colean" desde 2007, la segunda puede provocar "un sufrimiento social y tener una repercusión para el futuro más importante".

Respecto a la tercera ola que afectará a las pymes, Nin aseguró que "todavía no se ha mostrado con toda su intensidad", y se intensificará a medida que el cojín del empleo temporal y el capital "se acaben".

"La ola de morosidad podría haber terminado, pero que nadie se relaje", advirtió Nin al dirigirse al sistema financiero, que "no padece problemas de liquidez, pero sí una morosidad muy importante", que obliga a ajustar la capacidad del sistema a través de una reconversión para una mayor eficiencia, declaró durante su intervención en un curso sobre perspectivas económicas en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo(UIMP) de Santander.