ING ha decidido cerrar el área de renta variable de su banca mayorista para clientes institucionales en España, de acuerdo a su programa de reestructuración para adaptarse a la crisis, según informaron fuentes de ING Wholesale Banking. Este departamento de renta variable en España se suprimirá de forma paulatina y escalonada, operación que se desarrollará a lo largo de varios meses y acarreará la eliminación de los doce empleos que integran el equipo.