La filial de energía de Iberdrola ha culminado el proyecto de modernización de la red eléctrica de Túnez, adjudicado en 2004 por 25 millones de euros y que ha tenido como objetivo la automatización de la infraestructura de distribución del país. En una nota de prensa, la compañía explica que entre las actuaciones llevadas a cabo en el país africano destacan la construcción de seis centros de control y la creación de una red de telecomunicaciones que permite gestionar a distancia los 1.600 centros de transformación y subestaciones del país.