Los analistas de la entidad británica han revisado a la baja el precio objetivo de Telefónica, desde los 26,9 euros por acción hasta los 24 euros, lo que deja aún un amplio potencial de revalorización en la operadora. No en vano, desde HSBC reiteran su recomendación sobre los títulos de Telefónica, que han iniciado la jornada con un repunte del 0,27%, hasta los 18,69 euros.