Los analistas de Goldman Sachs han elevado su previsión del precio medio del petróleo de referencia en Nueva York en el segundo semestre de 2008 en US$34 a US$141 por barril, por el reflejo de la desaceleración del crecimiento de la demanda a largo plazo en los precios del petróleo.La anterior previsión de los analistas de Goldman situaba el precio en el segundo semestre en US$107 por barril.
Las restricciones del flujo libre de capital, trabajo y tecnología resultantes del proteccionismo de los recursos han provocado, en última instancia, que el aumento de la tendencia a largo plazo de la oferta de petróleo se desacelere al 1% anual, indicó la correduría, que añadió que al mismo tiempo el aumento del PIB mundial ha alcanzado el 3,8% interanual. "Ante este desequilibrio, los precios del petróleo a largo plazo tendrán que seguir subiendo para que el crecimiento de la tendencia de la demanda de petróleo esté en línea con el crecimiento de la tendencia de la oferta".