Goldman Sachs Group Inc. (GS) redujo el lunes la recomendación de Citigroup Inc. (C) de neutral a vender, debido a que la correduría estima que el grupo registrará una rebaja del valor contable de US$15.000 millones en sus obligaciones de deuda colateralizada, o CDO, en los dos próximos trimestres. Citigroup verá los efectos del empeoramiento de la crisis crediticia en sus filiales de banca y tarjetas, indicó Goldman Sachs en un comunicado.
"Debido a la exposición de la compañía a las obligaciones de deuda colateralizada, las hipotecas de alto riesgo, los vehículos de inversión estructurados y los préstamos apalancados, será difícil para la compañía alcanzar los objetivos deseados", apuntó Goldman Sachs. El grupo se está enfrentando a una creciente presión en muchos de sus negocios debido al deterioro de los parámetros en el sector del consumo y de la vivienda. "No creemos que se arreglarán pronto algunos de los asuntos de Citigroup y el nuevo consejero delegado necesitará algo de tiempo para decidir qué medidas adoptar", añadió Goldman Sachs. Los CDO, por sus siglas en inglés, son instrumentos financieros complejos respaldados por varios tipos de activos y deuda. El valor de los CDO ha caído con rapidez en los últimos meses, a medida que los activos que los respaldan, como los préstamos hipotecarios "subprime", o de mayor riesgo, experimentan un aumento en la tasa de incumplimientos. Los vehículos de inversión estructurados son una clase de fondos de inversión que en muchos casos están afiliados a grandes bancos, pero que no requieren el establecimiento de reservas de capital por parte de estos para mitigar los riesgos.