General Motors cree que la oferta de Magna por Opel, a diferencia de la presentada por RHJI, contiene elementos inviables, pero seguirá negociando con ambos inversores con la intención de llegar a un acuerdo en septiembre.