Gas Natural compra activos en México a Eletricite de France valorados en 1.448 millones de euros, para convertirse en el segundo operador privado de electricidad del país. La gasista española adquirirá cinco ciclos combinados con una potencia instalada total de 2.233 megavatios propiedad en su mayoría de EDF y un gasoducto de 54 kilómetros.
Esta operación supone la entrada de la multinacional energética española en el negocio eléctrico de México como segundo operador privado de generación y convierte a Gas Natural en el único operador de gas y electricidad en este país. El acuerdo firmado hoy incluye la compra a EDF de cuatro centrales de ciclo combinado que la compañía gala posee en México, así como del gasoducto, de 54 kilómetros de longitud que suministra a estas centrales. Además, Gas Natural adquiere la participación del 51% y del 49% que EDF y Mitsubishi tienen, respectivamente, en otra central de ciclo combinado del país y compra también a EDF la Compañía Mexicana de Gerencia y Operación (Comego), dedicada a la provisión de servicios y apoyo a los ciclos combinados. El presidente de Gas Natural, Salvador Gabarró, ha asegurado que 'es la más importante compra de activos realizada en toda la historia de la compañía'. La operación, cuyo cierre está previsto para finales de año, necesitará de la aprobación de los reguladores mexicanos y franceses.