La eléctrica publica Electricité de France (EDF) ha anunciado la venta de sus activos industriales en México a la empresa española Gas Natural por 1.448 millones de dólares. Se trata de cinco centrales de ciclo combinado -Saltillo, Altamira 2 y Río Bravo 2, 3 y 4-, con una capacidad total de generación de 2.233 megavatios, así como la sociedad Comego que las gestiona y el Gasoducto del Río, de 53 kilómetros. Estos activos están valorados en 1.448 millones de dólares.
La operación, acordada entre EDF y Gas Natural el pasado octubre, ha recibido el visto bueno del Consejo de administración de la eléctrica francesa y de las autoridades competentes de Francia y México. La venta de estos activos forma parte de la estrategia de EDF de centrarse en sus actividades en Europa y de participar en el relanzamiento de la energía nuclear en el mundo.