A corto plazo consolida las subidas desde diciembre de 2016 habiendo formado un primer soporte relevante en mayo en 9,3 euros:

La zona comprendida entre 9,05 y 9,3 euros representa una zona de soporte de mucha importancia, reforzada por el paso de la media móvil de 200 sesiones. 

En escala semanal se aprecia el estado de los indicadores, que vienen regulando bien, situándose de nuevo en zonas de giro alcista. Este estado sugiere que todo acercamiento a niveles de 9,3 euros representaría una oportunidad de compra, al menos durante unas semanas.

Recomendación: Comprar caídas 9,3 euros.