La Federación de Asociaciones de Concesionarios de Automoción (Faconauto) pidió hoy al Gobierno que apoye la presencia de los concesionarios españoles de Opel en la gestión futura de la marca, pues considera que esta es la única vía para asegurar la actividad industrial y comercial de la firma en España. Faconauto recuerda que los 4.000 concesionarios de Opel, agrupados en la asociación Euroda, renovaron ayer su oferta de 500 millones de euros para desbloquear la situación actual de Opel, a cambio de participación accionarial y representación en el consejo de la nueva compañía. En este sentido, considera que el Gobierno debe apoyar esta propuesta, porque España tendría así representación en el consejo de administración de Opel, lo que permitiría defender la continuidad de las instalaciones industriales y de la red comercial en el país.