La agencia europea de gestión del tráfico aéreo, Eurocontrol, espera que hoy puedan despegar aproximadamente 21.000 vuelos, el 75% del tráfico habitual en un miércoles normal, gracias a la progresiva apertura del espacio aéreo europeo tras la crisis provocada por la nube de ceniza volcánica procedente de Islandia.

En estos momentos, está abierto al tráfico todo el espacio aéreo europeo por encima de los 20.000 pies (6.000 metros). Por debajo de esta altitud, se están prestando servicios de control del tráfico aéreo en casi toda Europa, aunque todavía se aplican restricciones en algunas áreas, incluyendo el sur de Suecia y Helsinki (Finlandia). No obstante, Eurocontrol prevé que estas limitaciones se levanten gradualmente a lo largo del día.