El euro se recuperaba algo de terreno el jueves por la mañana frente al dólar, luego que el Banco Central Europeo mantuviera su postura agresiva frente a la inflación. El euro llegó a subir a US$1,5408 desde los US$1,5350 en que se situaba antes de que el presidente del BCE, Jean Claude Trichet, iniciara su conferencia de prensa tras la decisión del banco de dejar sin cambios en un 4,0% sus tipos de interés clave.
Trichet advirtió acerca de las fuertes presiones para la inflación en el corto plazo, lo que sugirió que el BCE probablemente no recortará las tasas en el futuro cercano. El funcionario dijo que el BCE mantiene prácticamente la misma percepción sobre la inflación que en abril. Se espera que la inflación se vaya moderando a lo largo del año, pero los riesgos para la estabilidad de los precios son "claramente alcistas", señaló Trichet. Geoffrey Yu, estratega de UBS, dijo que los mercados estaban "fuertemente posicionados para un Trichet más relajado, pero fue realmente agresivo y apenas mencionó los riesgos bajistas para el crecimiento" económico. Sin embargo, el euro se mantenía por debajo del nivel en que se situaba frente al dólar del miércoles por la tarde. El jueves por la mañana en Nueva York, el euro se negociaba en US$1,5395 frente a los US$1,5408 del miércoles por la tarde, mientras que el dólar cambiaba de manos a Y103,98 en relación con los Y104,75. El euro se ubicaba en Y160,13 respecto a los Y161,37, según EBS, y la libra esterlina se cotizaba a US$1,9591 frente a los US$1,9535 del miércoles. En relación al franco suizo, el dólar se negociaba en CHF1,0529 frente a los CHF1,0545. El Banco de Inglaterra también optó el jueves por dejar los tipos de interés sin cambios, en el 5,0%, después de la reunión de dos días del Comité de Política Monetaria.