La eléctrica italiana Enel, socio de control de Endesa junto a Acciona, tiene previsto desprenderse de parte de su división de energías renovables. El máximo ejecutivo de Enel, Fulvio Conti, ha declarado que los inversores estaban minusvalorando el negocio de renovables de la compañía. En la inauguración de una nueva planta, ha añadido que no tienen ninguna prisa para realizar esta desinversión parcial, y que podría ser a finales de año o a inicios de 2009.