El fabricante sueco de electrodomésticos ha anunciado pérdidas de 18 millones de dólares (106 millones de coronas suecas) en el primer trimestre. Electrolux explica que sus resultados se habían visto afectados por un descenso de la demanda en EE UU. Así, su facturación cayó un 3% hasta los 24,19 millones de coronas suecas. Estas cifras son mejores que las previsiones de mercados. Los analistas consultados por Bloomberg esperaban unas pérdidas de 135 millones de coronas.