precio del West Texas se mantendrá en los 140 dólares por barril durante los próximos ocho años, según demuestran los contratos futuros en el New York Mercantile Exchange –mercado de Nueva York en el que se negocian las materias primas-. El barril para entrega en Diciembre de 2016 ha subido 17,08 dólares, o un 14%, en los tres días posteriores a la revisión al alza del precio del crudo de Goldman Sachs, que elevó sus previsiones a los 141 dólares en la segunda mitad de 2008 y los 148 dólares por barril para 2009 por las restricciones de suministro. La subida, más del triple que el avance del crudo para entrega este verano, “se ajusta perfectamente” a las previsiones de Goldman Sachs quienes “hablaron recientemente sobre el precio del crudo a largo plazo”, según declaró Tim Evans, analista energético de Citi en el mercado neoyorquino.