La rentabilidad de las obligaciones españolas a diez años ha caido hoy cinco milésimas en la apertura de la sesión en el mercado secundario de deuda pública y se ha quedado en el 4,574%. Esto supone que el precio de estos bonos se elevó hasta el 96,27% desde el 96,23% que marcó al cierre del viernes, ya que su evolución siempre es contraria a la de su rendimiento. La rentabilidad del bono alemán a diez años también perdía una milésima, con lo que se colocaba en el 4,258%, mientras que el estadounidense terminaba su sesión en el 3,936%.