Para que el dólar tenga un nuevo impulso, la cifra del PIB de EEUU tendría que ser bastante sólida, señala Commerzbank. El banco señala que aunque las previsiones de consenso hablan de una subida del 4,8% del PIB, el mercado espera una cifra superior. "Sólo una cifra del 6% o superior sorprendería", advierte el banco. (NEH)