El gobierno estadounidense ha rebajado la estimación del Producto Interior Bruto (PIB) del cuarto trimestre del año.  Concreta que la economía estadounidense se contrajo un 6,2% en el último período del año, frente al 3,8% que habían pronosticado. En el conjunto del ejercicio, Estados Unidos cerró con un PIB del 1,1%, inferior a las estimaciones publicadas con anterioridad.
¡