El precio del oro alcanzó ayer la cifra 'record' de 28.916 euros por kilo en el mercado de Londres, ante la inseguridad que los inversores perciben por la complicada situación económica de países como Grecia, Portugal, Irlanda y España.
Así lo explicó hoy la empresa Oro Direct a través de un comunicado, en el que subrayó la naturaleza 'refugio' de esta materia prima y achacó el máximo a la debilidad del euro, fruto de los elevados déficits que padecen los países periféricos de la eurozona.

EL grupo explicó que, desde la rebaja de 'rating' efectuada por Standard & Poor's a la deuda pública de Grecia y Portugal, el precio del oro no ha dejado de crecer. También en dólares, aunque en esta divisa no superara el 'record' histórico al quedarse en los 1.185 dólares por onza, por debajo de los 1.200 alcanzados el pasado mes de diciembre.

Según la directora de operaciones de Oro Direct, Marta domínguez, los inversores apuestan por el oro "no sólo para preservar el valor de sus ahorros frente a la inflación, sino también como una excelente inversión que está demostrando una altísima rentabilidad en los últimos años".