El Nikkei de la Bolsa de Tokio prosigue con los descensos de la semana anterior, de manera que ha perdido los 10.000 puntos, al retroceder en la sesión de hoy un 1,05%.