El Ibex35 firma la sesión con una subida del 1.14% que le llevó hasta los 8.416 puntos. Lo hizo el día en que se sigue especulando sobre las consecuencias del rescate a Chipre – esta vez cotiza la noticia de que un inversor ruso podría comprar el segundo banco de la región- con un prima de riesgo que subió hasta los 362 puntos básicos. En el mercado de divisas, el euro rebotó frente al dólar, hasta las 1.2956 unidades. 

E l selectivo de la bolsa española, el Ibex35, cerró la sesión con una revalorización del 1.14% que le llevó hasta los 8416 puntos. Revalorización que llegó de la mano de las dudas generadas en torno al rescate de Chipre. Después de que la Troika haya echado por tierra el plan B presentado por el parlamento chipriota, ahora todo apunta a que un inversor ruso podría estar interesado en la compra del segundo banco del país, lo que reduciría en 4.000 millones las necesidades de financiación de la economía. 

A la espera de ver qué solución se fija, los expertos siguen advirtiendo de que "por el tamaño de la economía chipriota no supone un problema para el resto de la Eurozona", explica Daniel PIngarrón, estratega de mercados de IG. Es más "Chipre es un país con unas características especiales: tiene un sector financiero sobredimensionado, parte de los capitales son de no residentes en el país –gran parte, rusos- por lo que la UE no tiene por qué cubrirles y es normal que se le exija a ellos el pago, tiene poca capacidad de negociación". 

Los bancos, los que más subieron

Entre los valores que más recuperaron, los  bancos. Con el permiso de Sacyr Vallehermoso, que subió más del 3.9% y cerró en los 1.52 euros, tanto Banco Popular, como BBVA y Caixabank lograron subidas de más del 2% al cierre. Una revalorización que mañana les hará comenzar  a cotizar desde los 0.66 euros, los 7.39 euros y los 2.72 euros, respectivamente. Y a pocos pasos, Banco Santander sumó un 1.78% - hasta los 5.71 euros - mientras que Sabadell elevó en más del 0.7% su cotización, que cerró en los 1.55 euros. El experto de IG justifica la caída de los últimos días por la fuerte subida desde julio del año pasado y, "al ser un sector cíclico, cuando hay turbulencias es donde se deshacen posiciones antes. El tema de que se vaya a grabar a los depositantes de menos de 100.000 euros, de alguna manera, quita gran parte del espíritu de la unión bancaria que podría entrar en vigor a principios del próximo año, y que tiene un fondo de garantía de depósitos que garantiza un respaldo comunitario a todos los depósitos, sea del país que sea de la UE. No me preocuparía mucho porque creo que el sector bancario puede recuperar los niveles previos a esta crisis". 

Los negativos más pronunciados se los llevó IAG que perdió más del 2.5% al cierre de la sesión, marcando los 3.05 euros. REE y Enagás perdieron más del 2%, con lo que mañana comenzará a cotizar desde los 40.93 euros y los 18.22 euros por acción.