El selectivo español comienza la sesión con leves descensos, incapaz de poner rumbo a los 10.000 puntos, ante la escasez de referencias tanto empresariales como macroeconómicas, en el arranque de una semana marcada por los festivos. El cierre plano de Wall Street y la sesión a medio gas en Asia tampoco ayudan a las principales bolsas europeas, aunque consiguen abrir al alza, con el euro avanzando y los precios del petróleo retrocediendo.

Apertura con mayoría de subidas en Europa a pesar del cierre casi plano de Wall Street el viernes. El Dow Jones cerró un 0,05% tras una jornada sin rumbo y centrada en los resultados trimestrales de algunas empresas clave para el mercado. El S&P 500 ganó un 0,11% y el Nasdaq, un 0,02%.

La volátil jornada estuvo marcada, como el resto de la semana, por los resultados trimestrales de importantes compañías: los de Amazon e Intel, que se publicaron el jueves, y los de las petroleras Exxon Mobil y Chevron, divulgados el viernes.

Los analistas de Alphavalue destacan que el viernes aparecieron varios comentarios en presa apuntando a que China y EEUU van a iniciar negociaciones sobre cuestiones comerciales. “Desde EEUU mandan mensajes positivos sobre las perspectivas de estas negociaciones”.

Así, después de que Wall Street cerrase la sesión del viernes casi plano y de que hoy las bolsas europeas hayan operado a medio gas, con el festivo de Japón, las principales plazas europeas arrancan la jornada con subidas, salvo París, que cede un 0,08%. Fráncfort sube un 0,24%, Londres, un 0,16%, y Milán, un 0,13%. El euro Stoxx 50 avanza un 0,02%.

En la apertura de la sesión, el euro repunta frente al dólar y se intercambia a 1,213 billetes verdes.

En el mercado de materias primas, el precio del petróleo Brent retrocede un 0,91%, hasta los 73,12 dólares por barril.

“Los datos macroeconómicos del primer trimestre en Europa están confirmando las sensaciones del Bundesbank y del BCE, en el sentido de que ha habido cierto enfriamiento coyuntural del crecimiento”, explican los expertos de Alphavalue, quienes recuerdan que “ambas entidades apuntan a que el ritmo de crecimiento volverá de nuevo a ser fuerte”.

Por lo tanto, en Europa la atención se centra en las operaciones corporativas, con la fusión de la filial estadounidense de Deutsche Telekom, T-Mobile, con Sprint. Pendiente de confirmación está la fusión de la británica Sainsbury con Asda, controlada por el gigante estadounidense Wal-Mart, operación que daría lugar al mayor gigante de distribución de Reino Unido.

Respecto a España, el Programa de Estabilidad presentado por el Gobierno  estima que se podrán crear 1,685 millones de empleos en cuatro años, lo que permitirá rebajar la tasa de paro hasta el 10,7%. Para este año, su previsión de crecimiento del 2,7%. Para 2019, es del 2,4% y se mantendrá en el 2,3% en 2020 y 2021.

Como el resto de índices del Viejo Continente, el selectivo español se enfrenta a una jornada sin referencias, en la que destaca la ausencia de resultados empresariales, tras el aluvión de cuentas de la semana pasada.

El viernes se conoció queBankia obtuvo un beneficio neto atribuido de 229 millones de euros, lo que supone un descenso del 24,5% respecto al mismo periodo del año anterior.

Por su parte,BBVAobtuvo un resultado atribuido de 1.340 millones de euros en los tres primeros meses de este año, un 11,8% superior al beneficio del mismo periodo de 2017 y el mayor resultado trimestral de los últimos tres años. Mayor crecimiento de su beneficio ha registrado CaixaBank, en concreto un 74,7%, hasta los 704 millones de euros. 

Por el contrario, Cellnex ha cerrado el primer trimestre con pérdidas de 35 millones de euros por el impacto del expediente de regulación de empleo (ERE) en sus filiales españolas Tradia y Retevisión.

También se publicaron los resultados deAcerinox ganó 57,9 millones de euros en el primer trimestre de 2017, lo que supone un descenso del 40,9%, y los de Mapfre, que ganó 187 millones de euros, lo que supone un 9,3% menos.

Tras presentar el viernes sus cuentas, hoy dos casas de análisis revisan el precio objetivo de BBVA. Los analistas de CFRA reducen el precio de la entidad en 50 céntimos por acción, hasta los 7,5%; mientras que los expertos de Morgan Stanley lo elevan en 10 céntimos, hasta los 8,30 euros por acción.

Por otro lado, desde Barclays han elevado el precio objetivo de Cellnex, a pesar de las pérdidas, hasta los 26 euros por acción, desde su estimación  anterior de 25 euros por título.

Por el contrario, desde JP Morgan han reducido el de Acerinox, hasta los 10,8 euros, desde los 12 euros por acción.

El jueves tras el cierre presentó sus resultadosViscofan. La empresa obtuvo un beneficio neto de 31,7 millones de euros, un 0,2 % más. Sin embargo los números estuvieron por debajo de las estimaciones de los analistas. Hoy, los expertos de Berenberg reducen su recomendación hasta mantener desde comprar y rebaja el precio objetivo hasta los 56,15 euros, desde los anteriores 57,50 euros por acción.

Con todo, el IBEX 35abre la sesión con un descenso del 0,03% hasta los 9.922,10 puntos.

La mayor subida es laMediaset, que avanza un 1,41%, por delante deAcciona y de Ferrovial, que suben un 0,78% y un 0,42%, respectivamente.

Por el contrario, el mayor descenso es el de Viscofan, que cae un 1,69%, por delante de Bankia; que se deja un 0,61%, eIAG, que retrocede un 0,50%.

En el Mercado Continuo, la mayor subida es la de Biosearch, que repunta un 4,74%, mientras que el mayor descenso es el de Aedas Homes, que retrocede un 4,01%.