La bolsa madrileña cerró a la baja en línea con otras mercados por la existente preocupaciones sobre los mercados de crédito y con el lastre de bluechip como Telefónica y los grandes bancos, frente al avance de los valores del sector de construcción. El IBEX-35 cayó 79,60 puntos, un 0,55%, a 14.507,90 puntos.