El Ibex 35 mira al frente y busca explorar terrenos casi olvidados. El selectivo recupera un 0,5% hasta los 13.474 puntos, a pesar de que se alejen cada vez más las esperanzas de un pronto recorte de tipos de interés por parte del Banco Central Europeo, tras conocer que la inflación en la zona euro subió hasta el 3,6% interanual en marzo. Telefónica en medio de rumores corporativos en el sector tira del mercado, ayudado por el sector financiero que parece que desoye las noticias que apuntan hacia una nueva provisión de Merril Lynch por valor de 8.000 millones de dólares. El optimismo se apodera de toda Europa, aunque los avances de primera hora se moderan ligeramente, mientras el euro registra un nuevo máximo en su cambio frente al dólar en las 1,5932 unidades y el crudo Brent sigue imparable en los 112 dólares/barril.
No hay noticias que justifiquen el optimismo que vive nuestra renta variable. Merrill Lynch podría anunciar una nueva provisión por valor de 8.000 millones de dólares por el efecto subprime. Además, se alejan las esperanzas de que el Banco Central Europeo recorte los tipos de interés, especialmente después de que el IPC en la zona euro alcanzara el 3,6% interanual en marzo -la tasa más alta desde el lanzamiento de la moneda única- y el crudo no logra moderar su cotización, impulsado por la debilidad del dólar. A pesar de todo, los inversores ponen buena cara al mal tiempo y el Ibex 35 recupera un hasta los puntos. Gráfico Ibex 35