La renta variable europea comienza el mes de marzo con números rojos. Una caída del 2,34% en el Ibex 35 que le lleva por debajo de sus mínimos anuales en 7.449 puntos. Las pérdidas  se supone lógica si se piensa que los índices tokiotas han cerrado la sesión con pérdidas cercanas al 4% con miedos renovados sobre el sector financiero. Temores que se trasladan al viejo continente de la mano de HSBC – que ha anunciado una ampliación de capital de 14.125 millones de euros y una caída de su beneficio hasta 4.519 millones en 2008- y que llegan a nuestro país bajo el nombre de Criteria, tras anunciar una reducción del 38,6% en su beneficio de 2008. En una jornada en la que el euro cotiza en los 1,2589 dólares.
Las plazas del viejo continente estrenan el tercer mes del año con fuertes caídas. Retrocesos que llegan después de conocer que el Nikkei comenzó la semana con caídas del 3,81% y cerró en los 7.280 puntos. Y es que los temores sobre la inestabilidad que atraviesa el sector financiero a ambos lados del Atlántico- que quedaría confirmada si se cumplen las informaciones que apuntan a que AIG podría recibir otros 30.000 millones en su cuarto rescate- vuelven a arrojar pérdidas a los principales índices europeos en la apertura. En este escenario despierta un Ibex 35 que pierde un 2,34% y arca nuevos mínimos anuales en los 7.449 puntos en su primer movimiento.

Gráfico Ibex 35




Las referencias empresariales conocidas no son mucho más positivas. Antes de la apertura del mercado, Criteria ha informado de que cerró 2008 con un beneficio de 1.058 millones de euros. Una reducción del 38,6% respecto al publicado un año antes afectados, según la propia compañía por unos mayores gastos financieros. La compañía cotiza sus resultados con bajadas del 1,80%. Caídas que se ‘nublan’ si se mira al sector financiero. BBVA pierde más del 4% y se convierte en la más penalizada de la sesión seguida de caídas de más del 3,4% en Santander.

A pocos pasos, Abengoa retrocede un 3,29% el día en que ha informado a la CNMV que hay varios grupos interesados en la compra de la participación de su filial tecnológica Telvent. La compañía, que confirma que está estudiando y valorando las diferentes propuestas, insiste en que es una operación confidencial por lo que de momento no puede anunciar la inmediata conclusión de un proceso que “se extenderá a lo largo de los próximos meses”.

Estimaciones positivas y negativas

Acerinox se enfrenta a un año difícil por la demanda de acero, según JP Morgan, que encuentra desafíos para la siderúrgica en el medio plazo. El broker recomienda infraponderar con precio objetivo de 9,09 euros, con lo que los títulos de la compañía bajan más del 2% en la apertura. Los recortes también los sufren los objetivos de algunas constructoras de la mano de Citigroup. El banco estadounidense ha recortado el precio de Sacyr Vallehermoso- que pierde un 1,99% y cotiza en los 5,42 euros – hasta los 6 euros con la recomendación de mantener. A pesar de que apuesta por `comprar´ acciones de Ferrovial, le reduce el objetivo hasta los 40 euros. Estimación que la constructora recibe con más del 3,7% de caída.

Un voto positivo es que el que ha dado UBS a los títulos de Repsol. La petrolera hispano argentina ha recogido un peor comportamiento que sus comparables europeas, según el banco suizo, por asuntos como la liquidez, participación e Sacyr o ampliación de Gas Natural. Aunque rebaja su precio objetivo hasta 13,50 euros recomienda comprar. Ni eso da respiro a la petrolera, que pierde más del 1,96% y cotiza en los 11,98 euros.

Continuo

El goteo de referencias empresariales continua entre algunas de las compañías del continuo español. Tal es el caso de Solaria. La compañía baja un 6,59% después de anunciar que su beneficio se redujo cerca del 90% en 2008, hasta los 5,45 millones de euros. La contracción de la demanda – como consecuencia de la actual crisis financiera- ha jugado una mala pasada a la compañía que ha visto cómo la venta de paneles fotovoltaicos se redujo casi a la mitad durante el ejercicio. No han sido más positivas las cifras publicadas por Natra. La compañía ganó 267.000 euros en 2008, lo que supone un 94,8% menos que los 5,2 millones de euros ganados durante el ejercicio precedente. Sin embargo, la compañía es clara ganadora en un mercado de reducción de demanda, según Banesto Bolsa que recomienda comprar con objetivo de 8,50 euros. La compañía permanece plana en los 4,17 euros.

Amper registró un beneficio neto atribuido de 14,7 millones de euros en 2008, lo que supone un incremento del 13% respecto a los 13 millones que alcanzó el año anterior, informó hoy la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). La compañía apenas alcanza el punto pocentual de caída.  Hoy también cotiza sus resultados Colonial. La inmobiliaria informó en la madrugada del sábado unas pérdidas récord de 3.981 millones de euros en 2008, frente al beneficio de 74,1 millones de euros de 2007. Esta mañana, Deutsche Bank dirige sus miradas hacia Prosegur. La entidad ha decidido rebajarle el precio objetivo hasta los 25,8 euros – desde los 32,6 euros estimados anteriormente- con lo que la compañía pierde un 1,86% en los primeros minutos de negociación.

Europay Deuda

Las referencias europeas llegan de dos de las grandes. El banco HSBC anunció hoy que planea una ampliación de capital de 12.500 millones de libras (14.125 millones de euros) a través de la emisión de nuevas acciones. Al mismo tiempo, el HSBC informó de que en 2008 registró una caída de sus beneficios anuales atribuidos hasta alcanzar 5.728 millones de dólares (unos 4.519 millones de euros). La entidad cotiza con pérdidas del 10%–dentro de un índice que comienza la sesión con caídas del 1,5%, hasta los 3.774 puntos. El CAC-40 francés retrocede un 2,5% el día que uno de sus componentes – Vivendi- anuncia un beneficio de 2.603 millones de euros en el ejercicio 2008. Una ligera caída del 0,8% que el grupo atribuye a los efectos del incremento de la dimensión de la empresa.

El resto de plazas europeas se mueve con caídas del 1,5% que llevan al Eurostoxx a los 1.945 puntos y pérdidas de apenas medio punto porcentual que colocan al DAX en los 3.821 puntos en los primeros minutos de negociación.

La rentabilidad de las obligaciones españolas a diez años empezó hoy la jornada en el mercado secundario de deuda pública en el 4,22 por ciento, seis centésimas por debajo del cierre del viernes. Por lo tanto, el precio de estos títulos de deuda, que se mueve en sentido contrario a su rendimiento, subió hasta el 103,16 por ciento, desde el 102,69 por ciento que marcó en su último cambio. El rendimiento de la deuda alemana seguía una trayectoria paralela a la española, ya que también perdía seis centésimas, con lo que quedaba situada en el 3,05%, mientras el bono estadounidense marcaba un rendimiento del 2,99% coincidiendo con la apertura de la sesión española.