El selectivo español cerró la sesión con caídas del 0.3% que le llevaron por debajo de los 8.750 puntos. Un nivel que, a juicio de los expertos, debería arrastar al selectivo hasta los 8.500 puntos en el corto plazo.  Los problemas siguen en Grecia, después de que los líderes europeos hayan anulado la reunión que tenían con los líderes griegos, en una jornada en la que el euro sigue sufriendo frente al dólar, el cambio en las 1.31 unidades.
En terreno económico, siguen las dudas en torno a Grecia el día en que el Eurogrupo ha decidido suspender la reunión que mantendría con los líderes del país heleno tras considerar que Atenas aun no cumple todos los requisitos exigidos para recibir el rescate. En juego, nada menos que 130.000 millones de euros, correspondientes al segundo paquete de rescate. En el mercado de deuda, hoy le tocó el turno a Portugal que coloco en el mercado un total de 3.000 millones de euros – la mayor cantidad subastada desde que pidiera ayuda al exterior- a cambio de menores intereses. En nuestro país, la inflación cayó cuatro décimas, hasta el 2% en el mes de enero.

Ante todo ello, reaccionaron los índices europeos. Eso sí, no con el mismo tono. El DAX se animó con un 0.3% de revalorización – que le llevó a los 6.750 puntos – el Eurostoxx50 avanzó un 0.1% en tanto que el FT100 se decantó por el lado negativo y, con caídas del 0.2%, marcó en torno a los 5.890 puntos su precio de cierre. El Ibex 35 también se unió a los números rojos y terminó la sesión con pérdidas del 0.3% que le llevaron a los 8.741 puntos. Luis francisco Ruiz, analista de Estrategiasdeinversion.com reconoce que ahora hay que vigilar que en el corto plazo “se confirme la ruptura del H-C-H, por debajo de los 8.750 puntos, pues podría llevar al índice a los 8.500 puntos”. Alejandro Varela, gestor de Renta 4 por su parte reconoce que “el mercado está en máximos de seis meses, tendencia sostenida por las inyecciones de liquidez de los bancos centrales, con lo que es condición suficiente para que haya una consolidación hacia niveles de 8.200 puntos del Ibex 35 o los 2.400 del Eurostoxx”.

Dentro de la bolsa española,Sacyr Vallehermoso fue el valor que más sufrió de la sesión al contabilizar pérdidas del 5.3% que le llevaron a los 3.39 euros. DIA y Bankia recortaron en más del 3% el precio de su cotización, que marcó en los 3.53 euros y los 3.34 euros, respectivamente, su precio de cierre. 

En negativo también los grandes valores, salvo Banco Santander. La entidad que preside Emilio Botín sumó un 0.4%, con lo que mañana comenzará a cotizar desde los 6.45 euros.  Su homóloga vasca descontó un 0.48% y marcó los 7.09 euros. Repsol cedió un 1.2%, hasta los 20.67 euros, mientras que Telefónica cedió un 0.3% y terminó en los 13.05 euros la sesión.

En positivo, Grifols se apropió las mayores subidas de la sesión y, al ritmo del 2.2%, escaló hasta los 15.44 euros. Abertis sumó un 1.9%, hasta los 13.30 euros, mientras que Ebro Foods se animó con un 51.3% de revalorización, hasta los 15.20 euros. Técnicas Reunidas y Ferrovial lograron sumar algo más de medio punto porcentual su revalorización, hasta los 29.77 euros y los 9.50 euros, respectivamente.