El banco holandés ABN AMRO anunció hoy que ha completado la venta de su filial estadounidense LaSalle al Bank of America, por un precio de 21.000 millones de dólares (alrededor de 15.000 millones de euros) que se pagarán en efectivo. En un comunicado, ABN recordó que el Bank of America adquiere su negocio de banca minorista y comercial en Norteamérica pero precisó que la operación no incluye los activos de clientes y mercados globales.
Desprenderse de LaSalle reportará a ABN unas ganancias contables de cerca de 7.300 millones de euros, que se imputarán a los resultados del cuarto trimestre, explicó hoy la entidad holandesa. La venta de LaSalle al Bank of America formaba parte del acuerdo de fusión entre ABN y Barclays y se convirtió en un obstáculo para la oferta competidora presentada por el Santander, Fortis y Royal Bank of Scotland (RBS). El consorcio intentó que su oferta incluyera también las actividades de LaSalle (en el que estaba muy interesado RBS), pero tras un largo tira y afloja acabó renunciando. El máximo responsable de ABN en Norteamérica, Joost Kuiper, agradeció hoy a todo el personal de LaSalle su profesionalismo y destacó los resultados obtenidos a lo largo de 30 años de colaboración. Por su parte, el presidente del Consejo de Administración de la entidad holandesa, Rijman Groenink, felicitó a los que han hecho posible, "en un periodo de incertidumbre", completar la transacción como estaba planeado y en el plazo previsto. Groenink hizo hincapié en que LaSalle es un buen banco, cuyo éxito, señaló, se basa en un modelo de negocio centrado en el cliente.