El Gobierno indicó que España crecerá por encima del 3,0% en 2008 en un momento en que algunas organizaciones multilaterales contemplan una evolución más lenta de la economía nacional el año próximo en el actual escenario de turbulencias financieras. "Tal y como vamos creciendo, en el primer trimestre (del próximo año) vamos a seguir estando en niveles del entorno al 3,5% o por encima. Empezando en ese nivel, para acabar en 2,7% en el conjunto del año, deberíamos estar al final del ejercicio en el dos por ciento, algo que parece difícil", dijo el viernes el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, en un encuentro con corresponsales. Las previsiones del Ejecutivo para 2008 son de un crecimiento del 3,3%.