El fondo de inversiones estadounidense Cerberus ha manifestado su interés por Jaguar y Land Rover, las dos marcas de alta gama puestas en venta por el fabricante automovilístico norteamericano Ford. Según el diario Financial Times Deutschland, Cerberus es uno de los actores en carrera para la compra de las dos filiales, cuyo precio se calcula en torno a los 6.000 millones de euros. Cerberus se ha convertido en experto en inversiones en el sector automovilístico con la compra de Chrysler por 5.500 millones de euros y tras haber fracasado en su intento de hacerse con el fabricante de autopartes Delphi.