Ramón Forcada, director de Análisis de Bankinter, considera que el reciente atentado durante la maratón de Boston no tendrá ninguna repercusión en los mercados, más allá de la caída de este lunes de la Bolsa de Nueva York. 

“Es una oportunidad. Ya lo hemos aprendido a partir de la fase previa a la crisis en la que los mercados se han acostumbrado a vivir con atentados. Creo que NYC rebotará esta tarde.”

Por el lado del oro, afirma el analista que “con el dólar apreciándose, con un tipo económico más débil en China e India y con un contexto de ciclo general mejorando, no tiene mucho sentido que suban los precios. Tiene una reacción siempre inversa al dólar.”

Los resultados americanos no van a ser un obstáculo, aunque no batan las expectativas. “A partir de verano, cuando se publiquen las cuentas del tercer trimestre, ya serán mejores, porque las reestructuraciones internas han aliviado mucho las cuentas de resultados. En cuanto la recuperación llegue a Europa los márgenes también van a ser mejores”.

El FMI publicará esta tarde sus previsiones mundiales, “se espera una revisión a la baja de las expectativas de PIB de Europa, y es que no estamos haciendo las cosas bien. El principal obstáculo está en las elecciones alemanas que se celebrarán en octubre y que impiden que se tomen medidas para el crecimiento porque Merkel tienen miedo a que afecte a la inflación”.

En España “el Tesoro hoy subasta letras a 6 y 12 meses. En esta colocación espera captar hasta 4.500 millones. La referencias de TIRes están en mínimos desde 2010. Además, también emitirá bonos el jueves, aunque en dicha ocasión busca captar menos dinero. No le veo mucho problema a estas colocaciones, aunque la prima podría subir en estos días porque Italia está colocando bien su deuda y, aunque nosotros también, España esta semana acabará sus subastas más tarde que Italia”. Además, “el Tesoro va por delante del calendario natural, lo que evitará que tengamos problemas a partir de verano”.


Declaraciones a Radio Intereconomía