La balanza por cuenta corriente de la Eurozna registró un déficit de 9.800 millones de euros en octubre. 

Esta cifra supone un 113% más que en el mismo mes del pasado año. Según informó hoy el Banco Central Europeo (BCE), este resultado refleja un déficit en transferencias corrientes, ingresos y bienes, que no fue compensado completamente por el superávit servicios.