El déficit en el comercio exterior de bienes y servicios de Estados Unidos disminuyó un 9,7 por ciento en enero y se situó en 36.000 millones de dólares, el más bajo desde octubre de 2002, informó hoy el Departamento de Comercio. El déficit ha estado achicándose durante seis meses consecutivos, y para enero los analistas habían calculado que sería de 38.300 millones de dólares. En buena medida, la disminución del déficit en enero reflejó una caída del precio del petróleo, aunque los analistas creen que el factor de más largo alcance es la restricción en el gasto de los consumidores y empresas en todo el mundo a medida que se extiende la recesión.
El déficit en el comercio exterior de bienes y servicios de Estados Unidos disminuyó un 9,7% en enero y se situó en 36.000 millones de dólares, el más bajo desde octubre de 2002, informó hoy el Departamento de Comercio. El déficit ha estado reduciéndose en los últimos seis meses de manera progresiva y para enero los analistas habían calculado que sería de 38.300 millones de dólares. En buena medida, la disminución del déficit en enero reflejó una caída del precio del petróleo, aunque los analistas creen que el factor de más largo alcance es la restricción en el gasto de los consumidores y empresas en todo el mundo a medida que se extiende la recesión.

Un año atrás, en enero de 2008, el déficit comercial de Estados Unidos fue de 59.160 millones de dólares. En diciembre pasado fue de 39.900 millones. En enero bajaron los valores tanto de las importaciones como de las exportaciones, y el déficit petrolero de EEUU se encogió a 14.700 millones de dólares, el más bajo desde septiembre de 2004.

Las exportaciones disminuyeron en enero un 5,7%, hasta los 124.900 millones de dólares, el más bajo desde septiembre de 2006, y las importaciones cayeron un 6,7% hasta los 160.900 millones de dólares, el nivel más bajo desde febrero de 2005