El Banco de Japón (BOJ) decidió hoy dejar los tipos de interés en el 0,1 por ciento, como esperaban los analistas, al término de su reunión mensual de dos días celebrada en Tokio. La decisión fue adoptada por unanimidad por todos los miembros del comité monetario de la entidad emisora nipona, según informó la agencia local Kyodo. La segunda economía del mundo se encuentra inmersa en una profunda recesión desde mediados del pasado año y en los últimos meses el banco central nipón ha decidido distintas iniciativas para favorecer la liquidez al mercado.