El Banco Central de Chile aumentó los tipos de interés interbancario en medio punto, a un 7,25% anual tras una resolución de su consejo monetario, una medida para hacer frente a la subida de la inflación. La decisión se esperaba en el sistema financiero y es la segunda subida consecutiva más alta desde enero pasado. En junio, la entidad decidió subir los tipos de interés otro medio punto al 6,75%. 'Dado el deterioro del panorama inflacionario, este aumento de los tipos de política es necesario para asegurar la inflación hacia el 3%'. La meta del instituto rector es nivelar la inflación en ese porcentaje en un plazo máximo de 24 meses.