El Banco Central de Brasil ha anunciado un recorte en los tipos de interés del 12,50 al 12 por ciento al año, los más bajos de la historia. Se trata del decimosexto recorte consecutivo desde septiembre de 2005, cuando la tasa pasó del 19,75 al 19,50 por ciento al año.