El 39,7% de todo el presupuesto consolidado del Estado para el año 2010 se destinará al pago de pensiones (el 30,9% del total) y de prestaciones por desempleo (8,8%), según el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el próximo año. Del total de 350.657 millones de euros del presupuesto consolidado del Estado para 2010, se destinarán a ambas partidas un total de 139.257,55 millones de euros, o lo que es lo mismo, casi cuatro de cada diez euros de las cuentas públicas de 2010.