Credit Suisse mejoró su proyección para el crecimiento del PIB de 2009 informado por el Gobierno de Argentina al 2%, frente a una contracción del 2,5%. Sin embargo, el Gobierno está manipulando las cifras y la proyección de Credit Suisse para el PIB real de 2009 se mantiene sin cambios en una contracción del 2% al 3%. Credit Suisse no prevé que la reforma del Indec restaure la credibilidad. "Esperamos que las cifras que se publicarán en los próximos meses continuarán siendo sesgadas en una forma políticamente favorable al Gobierno". Cifras del sector privado muestran que la actividad económica se desaceleró sustancialmente en los últimos tres trimestres debido a que la producción agrícola se contrajo por una sequía y a que la actividad se desaceleró de manera pronunciada en varios sectores de la economía por la debilidad de la demanda nacional e internacional, afirma Credit Suisse en una nota al mercado.