El Consejo de la Competencia de Francia impuso hoy una multa de 27,6 millones de euros a France Télécom por sus prácticas irregulares de 2001 a 2006 para anular la emergencia de competidores en los departamentos franceses de ultramar.