Inmobiliaria Colonial dijo el jueves a última hora que ha vendido dos proyectos inmobiliarios en Barcelona a un acreedor, aunque no desveló el importe de la operación.  Una portavoz de la compañía dijo que se trata de dos suelos y que el importe no es muy significativo.
La endeudada inmobiliaria española anunció en febrero un acuerdo de refinanciación de la deuda de 4.253 millones que incluye varias ampliaciones de capital y que dará el control de la compañía a varias entidades financieras.

El acuerdo incluye que 1.015 millones de euros de la deuda pasarán a una filial controlada al 100% por Colonial y que se encargará del negocio de suelo y promoción residencial de la compañía, mientras que la matriz mantendrá el negocio patrimonial.

Colonial comunicó el jueves al supervisor bursátil español la venta de los dos proyectos en Barcelona al suponer una modificación del acuerdo para la creación de la filial en cargada de los negocios de suelo y promoción.