La compañía Cementos Portland Valderrivas, la cementera del grupo constructor FCC, abonará a partir del próximo 15 de noviembre un dividendo bruto por acción de 1,11 euros con cargo al ejercicio de 2007. A este dividendo bruto se le deberá descontar la retención del 18 por ciento con que Hacienda grava estos rendimientos del capital. Según la compañía, el dividendo de este año supone un aumento del 2,8 por ciento respecto al repartido en noviembre del año pasado, con cargo a los resultados de 2006. Este dividendo obligará a la cementera a desembolsar 30,89 millones de euros para retribuir a los 27,83 millones de acciones que componen su capital social. Las acciones de cementos Portland se dejan un 0,64 por ciento a las 10:34 horas y se colocan en los 77,50 euros.