La Comisión Europea autorizó hoy la compra de TPS, el gestor de la red de transporte de electricidad de la compañía energética alemana E.ON, por parte del gestor de red holandés TenneT tras constatar que la operación no tendrá un impacto negativo sobre la competencia en el mercado comunitario. TPS es uno de los cuatro gestores de la red de transporte de electricidad en Alemania, mientras que TenneT es el único gestor en Países Bajos. El Ejecutivo comunitario examinó los solapamientos horizontales entre TenneT y TPS en el transporte transfronterizo de electricidad a través de dispositivos de interconexión. La conclusión de Bruselas es que el proyecto de concentración no modificará las condiciones de competencia en estos mercados. En tanto que gestor de red de transporte totalmente independiente, TenneT no tendrá incentivos para suministrar capacidad de transporte a un determinado actor del mercado, sea cual sea.