El grupo francés de construcción y concesiones Vinci  anunció el martes que su beneficio neto aumentó un 9% en 2008, gracias a las recientes adquisiciones en Reino Unido y Estados Unidos y al fuerte crecimiento de las operaciones de contratos y concesiones.

El beneficio neto en el año alcanzó los 1.590 millones de euros, frente a 1.460 millones de euros en 2007, mientras que el beneficio operativo aumentó un 10% a 3.280 millones de euros.

El grupo señaló que propondrá un dividendo de 1,62 euros por acción con cargo a 2008, un 6,6% por encima del de 2007.

El 3 de febrero, Vinci dio a conocer un incremento del 10% de los ingresos en 2008 hasta 33.500 millones de euros.

Para 2009, la empresa espera ingresos de peajes de autopistas estable, pero prevé un ligero descenso de las operaciones de contratas, ya que priorizará los márgenes en esta división.