El grupo de alimentación Royal Ahold ha anunciado que su beneficio neto cayó un 42% en el segundo trimestre en comparación con el mismo periodo de 2008, cuando registró unos extraordinarios por la venta de un supermercado en Holanda. El beneficio neto entre los meses de abril y junio fue de 195 millones, desde 338 millones de euros el año pasado, en el que obtuvo una plusvalía de 162 millones de euros  por la venta de una participación minoritaria en la cadena de supermercados Schuitema a CVC Capital Partners Ltd.